• Menu "top-menu" not defined.

 
 


 
Noticias
 

Cari Mora

 

 
Generales
 

Autor:
 
Editorial:
 
Sello:
 
Número de páginas: 334 páginas.
 
Historia
 
 
 
 
 


 
Autor
 
 
 
 
 


 
Edición
 
 
 
 
 


 
Portada
 
 
 
 
 


 
Total
 
 
 
 
 
5/5


Usuarios
sin puntuar

 

Positivo


Novela entretenida de buen ritmo. La portada, a cargo de Suma de letras, es atractiva e intrigante. El estilo de Harris, directo, sin florituras.

Negativo


Si se sigue un poco la trayectoria de Thomas Harris, se aprecia una repetición de fórmulas.


0
Posted 20/11/2019 by

 
Reseña
 
 

El veterano Thomas Harris regresa con una novela ambientada en la ciudad de Miami. El escenario: una lujosa casa, propiedad del narco Pablo Escobar, en la que se encuentran ocultos millones de dólares en oro. La mafia y el submundo de las drogas, la violencia y el tráfico de órganos humanos enriquecen una trama llena de sobresaltos. Harris demuestra, una vez más, que la espera para disfrutar de su talento merece la pena.

Si hay algo que Thomas Harris domina bien es mostrar los monstruos que todos llevamos dentro. Él los convierte en seres de carne y hueso. Seres retorcidos con trajes de diseño italiano, sonrisas blancas y bolsillos llenos de dólares. La sombra de Hannibal Lecter es muy alargada.

La casa de Escobar

Cari Mora es una inmigrante colombiana que se gana la vida en Miami como puede. Combina diferentes trabajos que le permiten ganar algo de dinero para conseguir su sueño americano: estudiar veterinaria en la universidad. Uno de sus empleos es cuidar una enorme mansión en una de las mejores zonas de Miami. Nadie ha querido ese trabajo por miedo a tener problemas con la mafia pues, la casa en cuestión, fue propiedad de Pablo Escobar. Según dicen, éste ocultó en su interior millones de dólares en oro. Y la codicia no tarda en aparecer.

Hans Peter Schneider sabe qué se oculta en la mansión. Y lo quiere. Su ambición corre paralela a su locura. Amante de la tortura, pronto fija su mirada en Cari Mora. Joven, bella, con unas interesantes cicatrices en los brazos. No dudará en jugar al gato y al ratón a fin de conseguir su objetivo. Pero lo que nadie sabe es que Cari esconde su propio secreto. De niña sirvió en la guerrilla colombiana. Una superviviente que dejó atrás el horror para vivir un futuro esperanzador. Y Schneider quiere arrebatárselo junto a su vida. Una mala elección.

Violencia enmascarada

Cari Mora” es algo más que una historia violenta. De hecho, en comparación con otras novelas del género, éste thriller se centra más en la tensión argumental y el enfrentamiento psicológico de los personajes. La violencia es breve, momentos en los que el autor no se anda con florituras. Es directo y locuaz.

Como le dictaba su larga experiencia con el dolor, Cari se mantenía ocupada

El terror está latente en la presencia de Hans Peter Schneider, en los pensamientos de Cari Mora. Se produce casi un dueto interpretativo entre ambos personajes. Por un lado, la locura del narco y, por otro, el pasado de la “niña de la guerra”. Ambos representan dos tipos de horror humano muy real. El resto de personajes presentes en la novela no son más que mera comparsa.

Thomas Harris cuenta con una gran experiencia de campo. Trabajó como periodista cubriendo crímenes en Estados Unidos y México. Su andadura como escritor empezó marcada por el horror, algo que se aprecia en la novela. Conoce el trabajo policial y los entresijos del mundillo delictivo. En “Cari Mora” hace un excelente demostración de ello. Su estilo es directo y sutil. Conoce los modismos latinos, así dota de gran realismo a sus personajes. Sus descripciones son muy sugestivas. Domina el arte de la tensión literaria, creando un ritmo interno ágil.

La novela entretiene, la temática no resulta del todo novedosa y la protagonista nos deja con ganas de algo más. Sus traumas y miedos le convierten en una superviviente que roza el heroísmo. Su mundo interior choca con su aparente tranquilidad externa. Conocemos su sufrimiento, pero es difícil simpatizar con él. No consigue identificar al personaje con el lector. Al final, todos son monstruos.

Después de Lecter

En el currículo de Thomas Harris sólo aparecen cinco novelas. “Cari Mora” es su sexto trabajo. Cabe preguntarse cómo un autor tan poco prolijo ha conseguido ser uno de los escritores más importantes del siglo. Pues la razón no es otra que ésta: Hannibal Lecter. El “padre literario” de este sofisticado caníbal (magistralmente interpretado por Anthony Hopkins en “El silencio de los corderos”) le trajo a Harris fama y reconocimiento. Demostró que un verdadero sádico puede ser a la vez educado y letrado, inteligente y suspicaz. Un erudito del asesinato. En “Cari Mora” existe otro personaje equivalente: Hans Peter. Cambia de nombre, pero no de apetitos. ¿La misma fórmula con diferentes personajes? Una chica en apuros, un psicópata que la persigue, un policía que les pisa los talones sin hacer nada al final. Harris encontró la fórmula que le funciona para vender.

Esto no desdice de su talento. Maneja muy bien los tempos, la psicología de los personajes y los escenarios, que hace casi palpables. El sol de Miami parece que brilla más bajo la pluma de Harris y el mar es más salado. No obstante, no consigue afinidad con sus personajes. Todos son oscuros de una manera u otra. Pasados violentos que, de alguna manera, quieren justificar la violencia actual. Una novela para disfrutar del estilo de Thomas Harris y sus golpes directos a la oscuridad humana.


María Reyes Borrego

 


0 Comments



¡Se el primero en comentar!


Deja una respuesta


(required)