• Menu "top-menu" not defined.

 
 


 
Noticias
 

El libro de la señorita Buncle

 

 
Generales
 

Autor:
 
Número de páginas: 384
 
Historia
 
 
 
 
 


 
Autor
 
 
 
 
 


 
Edición
 
 
 
 
 


 
Portada
 
 
 
 
 


 
Total
 
 
 
 
 
4/5


Usuarios
3 totales

 

Positivo


Una novela ingeniosa y muy bien escrita que se lee de un tirón.

Negativo


Nada.


2
Posted 08/11/2013 by

 
Reseña
 
 

Es innegable que lectores de todo el mundo sienten una gran fascinación por los ambientes rurales ingleses. Tanto da que una historia transcurra en una impresionante mansión solariega rodeada de campos y/o bosques, o que lo haga en un encantador pueblecito en el cual todos sus habitantes se conocen a la perfección. En ambos casos, cualquier novela que se desarrolle en tales localizaciones cuenta con un público abundante y fiel.

Autores como E. F. Benson  o Stella Gibbons, por ejemplo, son verdaderos especialistas en ofrecernos escenarios llenos de encanto. ¿Y quién no recuerda con cariño St. Mary Mead, el pueblecito creado por Agatha Christie donde la señorita Marple resolvía complejos crímenes? Al mismo grupo de ilustres escritores pertenece D. E. Stevenson, autora de “El libro de la señorita Buncle”, editado por Alba Editorial en su magnífica colección Rara Avis.

El arte imita a la vida…

Cuando los avatares de la economía mundial afectan a las inversiones de Barbara Buncle, la modesta renta que le permitía subsistir sin lujos, pero con cierta comodidad, se desvanece. Enfrentada a la perspectiva de una desasosegante pobreza, la señorita Buncle decide escribir una novela e intentar encontrar un editor que se interese por ella, con la esperanza de conseguir algún ingreso con su venta.

Consciente de su carencia de imaginación, Barbara decide describir en la obra el pueblo en el cual vive y a sus diversos habitantes (tras modificar sus nombres, por supuesto). Así, Silverstream se convierte en Copperfield, y allí transcurre la acción de su opera prima (la cual firma como “John Smith”), titulada en un principio “Crónicas de un pueblo inglés”, pero rebautizada como “El perturbador de la paz” por un editor consciente de tener en sus manos un éxito incuestionable.

En efecto, el libro de la señorita Buncle se vende estupendamente, y no tarda en llegar a manos de algunos de los habitantes de Silverstream, quienes enseguida se reconocen en los personajes de la novela. Un reconocimiento acompañado, en la mayoría de los casos, de una gran indignación, de modo que para algunas de las personalidades más relevantes del pueblo se convertirá en una verdadera obsesión descubrir la identidad de “John Smith”.

…y la vida imita al arte

“El libro de la señorita Buncle” es todo un homenaje al poder de la literatura, a la inagotable capacidad de los libros para influir sobre las vidas de sus lectores de las formas más diversas. Cuando la gente de Silverstream lee “El perturbador de la paz”, se mira en un espejo que les devuelve una imagen no exenta de defectos, inseguridades, malas decisiones y, en general, comportamientos susceptibles de mejora.

Y, ciertamente, muchos son los cambios que tienen lugar en la antaño despreocupada población inglesa. Ya se trate de un marido subyugado por el despotismo de su esposa que decide rebelarse, o de otro esposo dispuesto a mejorar su conducta para evitar ser abandonado por su cónyuge, la lectura de la obra de “John Smith” consigue despertar en algunos de sus lectores el deseo de modificar para mejor sus formas de ser.

Por otro lado, Barbara Buncle introdujo en su libro determinadas situaciones que, para ella, eran del todo lógicas, aunque quienes las protagonizan no lo vean de ese modo en la vida real. Cuando las personas de carne y hueso que inspiraron sus personajes comiencen a hacer aquello que ella imaginó en su novela, se pondrá de manifiesto la enorme e inesperada influencia de su creación literaria.

Dorothy Emily Stevenson

Nacida en Edimburgo en 1892, la autora de “El libro de la señorita Buncle” escribió alrededor de una cincuentena de novelas románticas y humorísticas. Lamentablemente, como suele ocurrir con frecuencia en nuestro país, su obra permanecía inédita en castellano. Afortunadamente, Alba Editorial ha decidido ofrecernos la oportunidad de conocer su innegable talento.

Muchos de los libros de D. E. Stevenson (pariente del gran Robert Louis Stevenson por parte de padre) comparten universo literario, de modo que es normal que personajes de determinada novela aparezcan en otra. Y tampoco resulta extraño que los libros de Barbara Buncle sean leídos y comentados por los protagonistas de otras obras de su creadora.

Además del volumen que nos ocupa, la editorial barcelonesa también ha publicado su secuela: “El matrimonio de la señorita Buncle”. En El Mar de Tinta confiamos en que la edición de estas dos novelas tenga continuidad, ya que leer a Stevenson es una experiencia deliciosa que deseamos poder repetir con frecuencia.

Una novela brillante

“El libro de la señorita Buncle” es, como ya hemos comentado, una delicia que se disfruta en toda su plenitud gracias a la estupenda traducción de Concha Cardeñoso Sáenz de Miera. Es una novela escrita con un lenguaje sencillo, exento de florituras, pero al mismo tiempo es una obra compleja que nos permite meditar sobre el modo en el cual lo real y lo ficticio se entrelazan y retroalimentan hasta extremos insospechados.

Se trata, en resumidas cuentas, de una pequeña joya que entusiasmará a quien disfrute con historias ambientadas en la Inglaterra rural de hace casi un siglo. Y, por supuesto, fascinará sin duda a todo lector deseoso de perderse durante unas cuantas horas en una historia encantadora escrita con elegancia y magníficamente editada.


José Rafael Martínez Pina

 
Nací en 1973. Me licencié en Filología Inglesa en la Universidad de Alicante, y soy profesor de inglés en mi propia academia. A pesar de trabajar doce horas al día, inexplicablemente encuentro tiempo para leer dos o tres libros cada semana. Además de la lectura, me apasionan la música, el cine, las buenas series de televisión, la comida china y escribir.


  1.  

    Satisfecha, ¡me ha encantado! ¡Ahora a comprar la segunda parte!





Deja una respuesta


(required)