• Menu "top-menu" not defined.

 
 


 
Noticias
 

La oscuridad que conoces

 

 
Generales
 

Autor:
 
Editorial:
 
Sello:
 
Número de páginas: 291 páginas.
 
Historia
 
 
 
 
 


 
Autor
 
 
 
 
 


 
Edición
 
 
 
 
 


 
Portada
 
 
 
 
 


 
Total
 
 
 
 
 
4.5/5


Usuarios
sin puntuar

 

Positivo


Un domestic noir narrado en primera persona por una mujer oscura cuyo dolor la arrastra a límites insospechados. Se sale de la norma en lo que a "madres coraje" se refiere. Se lee con fluidez y rapidez.

Negativo


No aporta novedades profundas al género.


0
Posted 01/10/2020 by

 
Reseña
 
 

En un pueblo pequeño y empobrecido se produce un horrible crimen. Todos se conocen, todos tienen algo que ocultar. Sólo Eve, madre de una de las víctimas, tiene el valor suficiente para encontrar en su interior al monstruo dormido capáz de ofrecerle justicia. Amy Engel, antigua abogada criminalista, desarrolla una trama emocional donde las mujeres tienen todo el protagonismo.

Suma de Letras alterna títulos comerciales con grandes bestsheller. En este caso, “La oscuridad que conoces” es una historia más sobre madres coraje en busca de justicia. Pero Eve es una madre diferente. Criada en un entorno violento, encuentra en su pasado la respuesta para enfrentarse a su duro presente. Engel maneja de forma convincente unas situaciones límite que no dejarán indiferente al lector.

El principio

En un remoto pueblo situado en los montes Ozark (Medio Oeste de Estados Unidos) son asesinadas dos niñas de doce años, Junnie e Izzy. La brutalidad del crimen junto a la juventud de las víctimas no parece sorprender demasiado en un lugar donde las drogas y la delincuencia son realidades cotidianas. Sin embargo, para Eve Taggert, quien se ha criado en esas duras condiciones y buscaba algo mejor para su hija Junnie, sus muertes no pueden quedar impunes. Su hermano Cal, agente de policia, trata de disuadirla en su empeño por encontrar al asesino y hacerle pagar.

Eve ha tomado una decisión. Es hora de olvidar a la chica buena que ha sido todos esos años por su hija. Es hora de reencontrarse con su pasado, su madre drogadicta y maltratadora y abrazar la propia oscuridad que palpita en ella.

El lado malo de la vida

Aquello tenía que ver con Junnie. Y estaba dispuesta a hacerme daño a mí misma y a cualquiera, de mil maneras distintas, si ello significaba hacerle una mínima justicia.

Emy Angel conoce esa oscuridad que menciona en el título de su nueva novela. Dado su pasado como criminalista, se aprecia un amplio conocimiento de la psique humana y, especialmente, de la criminal. Todo en esta historia es sucio, sórdido y oscuro. La muerte de las niñas, el duelo de los padres (tanto Eve, como el matrimonio formado por Zach y Jenny, padres de Izzy) y el entorno.

Las descripciones del lugar y la naturaleza resultan opresivas y amenazantes. Especialmente al ser narradas en primera persona por Eve, quien pasa de madre afligida a vengadora infernal en un abrir y cerrar de ojos. Si bien esta transformación puede explicarse a través de su pasado, lleno de carencias económicas y afectivas, con una madre maltratadora, es difícil empatizar con su forma de actuar. Se sale del concepto clásico de heroína. A su alrededor danzan personajes como mera comparsa, demasiado estereotipados para fijarse en ellos: un jefe de policía vago y poco profesional, un hermano sobreprotector, un matrimonio perfecto, los típicos proxenetas y traficantes de droga de tres al cuarto. En cuanto desaparece la fachada formal, la autora desenvuelve una pléyade de caracteres a cual más destructivo.

Mencionamos que todos guardan secretos en este pequeño pueblo. Unos conocidos, otros no. El lector puede jugar, como lo hace la autora, a un “quien es quien” de lo más mordaz. Buscar semejanzas y diferencias con otros libros del mismo género es ya de por sí un ejercicio mental interesante.  “La oscuridad que conoces” peca de excesivos clichés pero no por ello deja de ser una lectura entretenida. Ofrece evasión y algunos «puzzles mentales» entretenidos, pasando por el dramón juvenil de sobremesa.

Efectividad sin novedad

La novela trata de mostrar la supervivencia de la mujer en un mundo hostil y maltratador. Pero es una supervivencia violenta. Cuando Eve pierde a su hija, pierde su eje vital y se deja llevar por sus instintos más bajos, sin importarle nada ni nadie. ¿Es esto una liberación? A primera vista, sí. Al final no deja de caer de nuevo en la violencia que conoce. Es una visión negativa y torturada de hasta dónde puede llevar el dolor personal y la pérdida.

Amy Engel ha escrito una historia dura que intenta calar en el lector pero se queda a medio gas. Al no salir de los conceptos conocidos del suspense y las tramas de este género, “La oscuridad que conoces” sólo ofrece entretenimiento. Es una novela que se lee rápido pero que no deja excesiva huella. A su favor podemos decir que la autora sabe manejar bien la madeja interna del relato. Sorprende con algún giro inesperado. Su estilo directo resulta muy atractivo y fresco, por lo que desde El Mar de Tinta lo recomendamos a quienes disfruten de los thriller sin compromiso.


María Reyes Borrego

 


0 Comments



¡Se el primero en comentar!


Deja una respuesta


(required)