• Menu "top-menu" not defined.

 
 


 
Noticias
 

La pirámide

 

 
Generales
 

Historia
 
 
 
 
 


 
Autor
 
 
 
 
 


 
Edición
 
 
 
 
 


 
Portada
 
 
 
 
 


 
Total
 
 
 
 
 
5/5


Usuarios
sin puntuar

 


Bottom Line

El escritor y dramaturgo Henning Mankell, conocido mundialmente por las novelas protagonizadas por el detective Kurt Wallander, nos lleva a conocer los orígenes del personaje en sus primeros pasos como agente de la ley a través de cinco relatos cortos. Una gran oportunidad para acercarse a la figura del antihéroe más famoso de la literatura […]

Posted 05/06/2013 by

 
Reseña
 
 

El escritor y dramaturgo Henning Mankell, conocido mundialmente por las novelas protagonizadas por el detective Kurt Wallander, nos lleva a conocer los orígenes del personaje en sus primeros pasos como agente de la ley a través de cinco relatos cortos. Una gran oportunidad para acercarse a la figura del antihéroe más famoso de la literatura policíaca.

En “La pirámide” nos acercaremos aún más a su figura y a su entorno social. Conoceremos cómo y cuándo decidió su futuro profesional. Todo ello de la mano de unos de los autores suecos más prolíficos del panorama literario.

Todo héroe tiene un origen

Malmo, 1969. El joven agente Kurt Wallander, cansado de lidiar en las calles con delincuentes y manifestantes contra la guerra de Vietnam, aspira a  convertirse en agente de homicidios y demostrar así su valía frente a sus superiores. Su gran oportunidad se producirá a raíz de ser testigo de una misteriosa muerte en su propio edificio. ¿Suicidio o asesinato? En una ciudad en la que la delincuencia crece de forma alarmante día a día todo puede ser.

Este es el argumento de “La cuchillada”, primero de los cinco relatos incluidos en  “La pirámide y en el que ya podemos vislumbrar la figura del futuro inspector. Su pericia como detective, su empatía con las víctimas, sus dudas y su problemática vida sentimental. Detalles que esbozan una figura tan atrayente como genial.

Los cuatro casos siguientes abarcan tres décadas en la vida del policía y escenarios tan variopintos como extraños. Un viaje a Egipto para rescatar a su padre de un conflicto internacional, la extraña muerte de dos apacibles ancianitas dueñas de una mercería y su propio secuestro. Cuatro casos en los que su capacidad como investigador será puesta a prueba en un país donde los cambios sociales se suceden con rapidez y violencia.

Preludio para “Asesinos sin rostro”

A petición de sus numerosos seguidores, quienes ya conocían al personaje gracias a las novelas y series de televisión, Henning Mankell decidió escribir este conjunto de relatos breves en los que daba a conocer los primeros pasos de Wallander como policía. Esto le sirvió también como homenaje, pues ya se habían publicado once novelas siendo la primera “Asesinos sin rostro”, en 1991. Desde entonces, han visto la luz otras diez historias que se han convertido en éxitos desde su primera semana en las librerías.

El último de los relatos incluidos, titulado “La pirámide”, entronca directamente con la trama de “Asesinos sin rostro” en el que Wallander es ya un policía experimentado que lucha contra sus altibajos personales y profesionales. Supone un perfecto punto de partida para ahondar más en su figura, muy humana y, por ello, cercana al lector. No se trata de un superpolicía o un superinvestigador: es simplemente un hombre corriente, con sus fallos y virtudes. En definitiva, el perfecto antihéroe con el que todos los lectores se han sentido identificados alguna vez y retratado de forma magistral por la pluma de Mankell.

Las historias gozan, además, de los principales atractivos de la novela negra lo que hará disfrutar a lo grande a los amantes del género. Un protagonista alejado de convencionalismos policíacos para hacer bien su trabajo y sobrevivir en un mundo que cambia demasiado rápido. En una sociedad envuelta en un mar de violencia, “su mayor atractivo reside en su humanidad y sencillez” (Mankell). 

Cuenta con un escenario que al lector español le puede resultar diferente y, por ello, atractivo: Suecia en las décadas de los 70 a los 90. Las imágenes de una sociedad cerrada en sí misma, donde el frío clima hace más áridas aún las relaciones personales. El propio inspector es un producto de este panorama frío e impersonal, pero con un interior cálido que busca por todos los medios esconder a todo el mundo, salvo al propio lector. Así pues, misteriosos casos y una personalidad por descubrir son los principales atractivos de esta novela.

Todo en uno y una editorial al alcance de todos

La editorial Tusquets, en un alarde de buen hacer, destinó una línea específica para las novelas protagonizadas por el detective sueco Kurt Wallander: la Serie Wallander. Puede ser adquirida en pasta blanda y a un buen precio.  La primera publicación, “Asesinos sin rostro”, tuvo lugar en 1995 y gozó de una gran acogida por parte de la crítica y los lectores. Desde entonces, millones de personas han disfrutado con los casos del detective.

Además de esta serie, la editorial ha publicado en el mismo formato otras obras del mismo autor como por ejemplo “El chino”, “El regreso del profesor de baile” o “Antes de que hiele”y relatos para niños y jóvenes como “Comedia infantil”. Todos ellos gozan de una excelente presentación y una buena traducción al castellano, aunque también pueden adquirirse en otros idiomas.


María Reyes Borrego